miércoles, 27 de octubre de 2010

Tópico de Las armas y las letras

El Tópico de las armas y las letras es la comparación entre los oficios literarios y el oficio de las armas como dignos de un caballero, cosa impensable en la Edad Media y asumible desde el Renacimiento.





Si Garcilaso volviera,
yo sería su escudero;
que buen caballero era.

Mi traje de marinero
se trocaría en guerrera
ante el brillar de su acero;
que buen caballero era.

¡Qué dulce oírle, guerrero,
al borde de su estribera!
En la mano, mi sombrero;
que buen caballero era.


En el poema de Rafael Alberti, se ve muy claro el ejemplo cuándo hace referencia a Garcilaso de la Vega ya que Garcilaso era un gran escritor y a la vez un guerrero.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada